jueves, 11 de marzo de 2010

LAS ULTIMAS PERDICERAS


Ya se que las fotos no son muy buenas pero tienen un gran valor testimonial. Se trata de una de las últimas diez parejas de Aguila-azor perdicera de la provincia de Teruel. A finales de febrero aun no había comenzado a incubar y se limitaban a realizar vuelos sincronizados y de exhibición sobre su territorio. Posteriormente picaron hacia unos cortados rocosos y allí, en una pared soleada, permanecieron largo rato atusándose el plumaje. Cuando se cansaron emprendieron el vuelo por el fondo de barranco y desaparecieron tan de improviso como aparecieron.


Y cada vez están mas solas. Los otros tres territorios vecinos de esta pareja ya no tienen quien los ocupe. Es una rapaz tan discreta que se nos va casi sin enterarnos. Tendidos eléctricos, parques eólicos, caza ilegal y diversas molestias son sus peores enemigos. Y allí las dejamos en una dia gélido y grís . Dueñas del cielo y los desfiladeros pero vulnerables, muy vulnerables frente a quienes no saben apreciar su presencia.


*(Mención a Paco, Jesús, Andrea, Ernesto, Rafa y Oscar por sobrellevar el frio atroz con cierta dignidad).

3 comentarios:

Javier 16 dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Javier 16 dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Manuel Galán dijo...

Tienes toda la razón. La sociedad explota sin limites por un motivo u otro los habitat, donde se encuentran refugidas las pocas aves vulnerables que quedan en la zona.
Mientras no sé demuestre lo contrario en este pais, otros intereses van por delante.
Un saludo desde Naturaleza en Quinto